Si estas leyendo esta información, es por que lo mas seguro es que apenas te hayas dado cuenta que estas embarazada y quizás tengas entre 4 y 6 semanas de embarazo al día de hoy.

Si has decidido interrumpir tu embarazo, no estas sola, hay muchas instituciones y profesionales de la salud que te pueden informar y apoyar en tu decision. Tienes derecho a acceder a servicios de salud de calidad para practicarte un aborto seguro.

En la Ciudad de Mexico la Interrupción legal del Embarazo (ILE) fue aprobada desde el 2007. Cualquier mujer puede pedir la interrupción de su embarazo hasta las 12 semanas en clínicas y hospitales de gobierno así como en clínicas privadas autorizadas.

Ya sea que vivas en la Ciudad de Mexico o vivas en otra ciudad, puedes solicitar los servicios de ILE.

Te recomendamos que de ninguna forma intentes abortar por tu cuenta, auto-medicándote o tomando alguna hierba ya que puede resultar sumamente peligroso para tu integridad física. Abortar en forma segura es un asunto de salud y es tu derecho.

Existen dos métodos para Interrumpir un embarazo y ambos deben ser practicados en hospitales y clínicas autorizados para llevar a cabo procedimientos de interrupción legal del embarazo:

1. Procedimiento Medico (pastillas)

Hasta las 7 semanas de gestación se puede interrumpir el embarazo con medicamentos.

No involucra ningún tipo de cirugía, pero está limitado a embarazos tempranos. Se le da una píldora a la mujer para que la consuma y, de 36 a 48 horas el embarazo debe de terminar.

Los medicamentos utilizados son la pastilla RU-486 Y MISOPROSTOL. Se administra bajo supervisión médica. Es un tratamiento hormonal. Su efectividad es del 99%, conservando intacto el cuerpo de la mujer.

Las pastillas contienen una sustancia hormonal que provoca el aborto al bloquear la acción de la progesterona, interrumpe el desarrollo de la placenta, estimula las contracciones uterinas y como resultado se produce el sangrado y la salida del tejido embrionario por el canal de parto.

No es doloroso, se puede comparar con la llegada de una menstruacion incomoda.

Después de dos semanas es recomendable que regreses a la clínica para que se te realice un ultrasonido y así verificar de una manera más controlada la total expulsión del embrión.

2. Procedimiento Quirúrgico

Este método es recomendado después de las 7 semanas y hasta las 12 semanas de embarazo.

Para este procedimiento se necesita anestesia local o general y se lleva a cabo a través de la vagina en cuestión de minutos.

El doctor ginecologo llega al utero a través del cerviz y se introduce un tubo o cánula que succiona al producto,  de forma manual o mecánica. Se lleva a cabo en un quirófano y posteriormente hay un periodo de recuperación; es una cirugía ambulatoria, es decir, no requiere hospitalización.

El procedimiento no es invasivo y la mayoría de las mujeres pueden irse a casa en el lapso una hora. El mismo día que se realiza el procedimiento de aspiración, se da de alta a la paciente y puede regresar a sus actividades normales, incluso a trabajar.

Se tiene la opción de utilizar sedación de corta duración (anestesia intravenosa) ó anestesia local. Este procedimiento no afecta la fertilidad, recuperando la capacidad de quedar embarazada un mes posterior a la Aspiración al vacío.

Retomando el tema de abortar con pastillas, y si aun estas a tiempo, es decir, tienes menos de 7 semanas de embarazo, es necesario que cumplas con los siguientes requerimientos:

  • Seas mayor de 18 años
  • No seas diabetica
  • No tengas colocado un DIU (dispositivo intrauterino)
  • No estar en tratamiento de largo plazo con cortico-esteroides
  • No tengas enfermedad intestinal inflamatoria mal controlada

El indice de fracaso de las pastillas para abortar es entre el 3% y 5%, es decir, 3 a 5 mujeres de cada 100 que han abortado con pastillas no logran hacerlo exitosamente.

El costo del tratamiento por medio de pastillas oscila entre $1500 y $3000, dependiendo de la clínica, la urgencia y los servicios extras que requieras. Típicamente en el procedimiento de ILE con pastillas te incluyen la consulta y examen de embarazo, la supervisión médica del proceso ILE, y en algunas clínicas puedes pedir un método anticonceptivo personalizado posterior a la intervención, con el fin de prevenir futuros embarazos no deseados.

Esperamos que este articulo te ayude a conocer mas acerca de las opciones a las que tienes derecho y que te sirva para tomar una decision bien informada. Si tienes alguna duda, ponte en contacto inmediato con una clínica privada en la que te atienden cordial y confidencialmente por teléfono las 24 horas del día los 365 días de año.